Cambio Climático

DSostenible y H2ong lidera -junto con otras organizaciones- la lucha contra el Cambio Climático y participa y trabaja activamente en la investigación, en el estudio y en el análisis del fenómeno, de sus efectos y de cómo incide sobre los seres humanos y los ecosistemas terrestes.

El estado del medio ambiente del planeta, en un momento dado, está definido por un sistema conformado por numerosos componentes que interactúan entre sí y que están en constante cambio. Algunos cambios se dan en días, en meses o en años. Otros, en escalas de tiempo de centurias y eones. Algunos tienen lugar en pequeñas áreas de la superficie terrestre, mientras que otros afectan a grandes regiones o el planeta en su totalidad.

Durante la mayor parte de la historia de la Tierra, los principales componentes de este sistema global fueron el aire, el agua, la tierra y el hielo que forman el ambiente físico del planeta, así como las plantas, animales y seres humanos que viven en él. Sin embargo, en el siglo pasado las actividades humanas tuvieron un papel cada vez mayor en el cambio ambiental global.

Los impactos humanos en el medio ambiente aumentaron a medida que fue creciendo la población mundial y se vio incrementada la escala de las actividades humanas como la industria, la agricultura y la extracción de recursos naturales.

Las emisiones industriales a la atmósfera pueden influir en el clima y los cambios en el uso de la tierra, como la tala de bosques para la producción agrícola, pueden generar disturbios en los ecosistemas naturales y afectar la química de la atmósfera. Las actividades humanas afectan el medio ambiente y la vida y las sociedades se ven afectadas, a su vez, de muchas formas relevantes por los cambios en el sistema ambiental global. Las sequías provocan la pérdida de cosechas, la escasez de alimentos, la desnutrición y las hambrunas. De hecho, las sequías persistentes pueden hacer que tierras agrícolas fértiles se transformen en desiertos.

 Los cambios en la circulación oceánica y la temperatura tienen influencia en la productividad de las pesquerías. El derretimiento de los hielos polares podría incrementar el nivel de los océanos y amenazar las ciudades costeras. La variabilidad climática puede causar tormentas más severas y la pérdida de más vidas y propiedades en algunas regiones y condiciones más benignas en otras.

El cambio ambiental global es uno de los mayores desafíos que enfrenta la humanidad hoy en día. Los que se encargan de formular políticas y tomar decisiones para nuestras sociedades necesitan contar con mejores herramientas que les ayuden a encarar el desafío. Dichas herramientas deben fraguarse a través de la mejor comprensión del comportamiento del sistema global que define el ambiente de nuestro planeta y las opciones de que disponemos para responder a los cambios en este complejo sistema.

DSostenible y H2ong trabaja activamente en el estudio e investigación del Cambio Climático, así como en combatir sus efectos. Para ello, cuenta con distintos proyectos e iniciativas -ECompensar, Islas de BioSOStenibilidad, Responsabilidad Climática, etc-, que reducen el impacto negativo de la acción humana sobre los ecosistemas terrestres y que aportan valor allí donde se implantan.